Medicina Tradicional China

Más de 4.000 años medicina tradicional chinade tradición avalan los principios de la medicina tradicional china.

El Cosmos está formado por las energías Yin y Yang. La transformación de uno en otro genera las cinco energías cósmicas. Todo en la tierra, los fenómenos más estáticos y más dinámicos se expresan en estos cinco elementos, la madera, el fuego, la tierra, el metal y el agua, que del Yang al Yin  o del Yin al Yang están presentes como en un arco iris. Y también en este microcosmos que es el cuerpo humano se manifiestan en los planos: físico, emocional, energético y espiritual.

   El yin y el yang. Yin incluye, entre otros conceptos, frío, humedad, oscuridad, pasividad, contracción, dirección descendente, sustancia, interior, femenino, tierra y agua. Yang abarca los contrarios, es decir, calor, sequedad, luz, acción, expansión, dirección ascendente, energía, exterior, masculino, cielo y fuego. Los órganos sólidos (pulmones, corazón, hígado, riñón y bazo) son considerados yin, mientras que los huecos (intestino delgado, intestino grueso, vesícula biliar, estómago y vejiga) son yang. La interacción entre el yin y el yang da lugar al Qi, una energía vital que fluye por los meridianos o canales de todo el cuerpo. El Qi, junto con la sangre, nos proporciona los componentes que necesitamos para sentirnos bien. Todas las personas tienen aspectos de yin y de yang, pero cuando se altera la dinámica entre ambos en el organismo y cualquiera de las dos fuerzas se hace predominante, sobreviene la enfermedad o los problemas emocionales.